Información de la revista
Compartir
Compartir
Descargar PDF
Más opciones de artículo
Visitas
...
ORIGINAL
Open Access
Disponible online el 10 de Marzo de 2022
Riesgo de aparición de segundas neoplasias cutáneas en una cohorte de pacientes diagnosticados de carcinoma queratinocítico (carcinoma basocelular y carcinoma epidermoide) tratados con cirugía de Mohs. Estudio de cohortes prospectivo nacional
Risk of a Second Skin Cancer in a Cohort of Patients With Nonmelanoma Skin Cancer –Basal Cell Carcinoma or Squamous Cell Carcinoma-Treated With Mohs Micrographic Surgery: A National Prospective Cohort Study
Visitas
...
R. Miñano Medranoa,
Autor para correspondencia
roman.minano@salud.madrid.org.es

Autor para correspondencia.
, J.L. López Estebaranza, O. Sanmartin-Jiménezb, J.R. Garcésc,d, M.A. Rodríguez-Prietoe, E. Vilarrasa-Rullc,d, E. de Eusebio-Murillof, B. Escutia-Muñozg, Á. Flórez-Menéndezh, J.L. Artola-Igarzai, A. Alfaro-Rubioj, P. Redondok, Y. Delgado-Jiménezl,m, J.M. Sánchez-Schmidtn, I. Allende-Markixanao, M.L. Alonso-Pachecop, B. García-Bracamonteq, P. de la Cueva-Dobaor, R. Navarro-Tejedors, C. Ciudad-Blancos,t, L. Carnero-Gonzálezu, H. Vázquez-Veigav, N. Cano-Martínezr,s, V. Ruiz-Salasc,d, P. Sánchez-Sambucetye, R. Botella-Estradag, B. González-Sixtoh, A. Martorell-Calatayudj, P. Gilk, V. Morales-Gordillol, A. Toll-Abellón, I. Ocerin-Guerrao, M. Mayor-Arenalp, R. Suárez-Fernándezs, L. Sainz-Gasparv, M.A. Descalzow, I. García-Dovalw,x, en nombre de REGESMOHS (Registro Español de Cirugía de Mohs)
a Hospital Universitario Fundación Alcorcón, Madrid, España
b Instituto Valenciano de Oncología, Valencia, España
c Hospital de la Santa Creu i Sant Pau, Barcelona, España
d Centro Médico Teknon, Barcelona, España
e Complejo Asistencial Universitario de León, León, España
f Complejo Hospitalario Universitario de Guadalajara, Guadalajara, España
g Hospital Universitario La Fe, Valencia, España
h Complexo Universitario Hospitalario Pontevedra, Pontevedra, España
i Hospital de Galdakao, Galdakao, España
j Hospital Manises, Valencia, España
k Clínica Universidad de Navarra, Pamplona, España
l Hospital Universitario Quirónsalud, Madrid, España
m Hospital Universitario de la Princesa, Madrid, España
n Hospital del Mar, Barcelona, España
o Hospital Universitario de Cruces, Barakaldo, España
p Hospital Universitario La Paz, Madrid, España
q Hospital Universitario 12 de Octubre, Madrid, España
r Hospital Infanta Leonor, Madrid, España
s Hospital General Universitario Gregorio Marañón, Madrid, España
t Hospital Universitario La Zarzuela, Madrid, España
u Hospital Universitario Araba, Vitoria, España
v Complexo Hospitalario Universitario de Santiago, Santiago de Compostela, España
w Fundación Piel Sana Academia Española de Dermatología, Madrid, España
x Complexo Hospitalario Universitario de Vigo, Vigo, España
Contenido relaccionado
R. Miñano Medrano, J.L. López Estebaranz, O. Sanmartin-Jiménez, J.R. Garcés, M.A. Rodríguez-Prieto, E. Vilarrasa-Rull, E. de Eusebio-Murillo, B. Escutia-Muñoz, Á. Flórez-Menéndez, J.L. Artola-Igarza, A. Alfaro-Rubio, P. Redondo, Y. Delgado-Jiménez, J.M. Sánchez-Schmidt, I. Allende-Markixana, M.L. Alonso-Pacheco, B. García-Bracamonte, P. de la Cueva-Dobao, R. Navarro-Tejedor, C. Ciudad-Blanco, L. Carnero-González, H. Vázquez-Veiga, N. Cano-Martínez, V. Ruiz-Salas, P. Sánchez-Sambucety, R. Botella-Estrada, B. González-Sixto, A. Martorell-Calatayud, P. Gil, V. Morales-Gordillo, A. Toll-Abelló, I. Ocerin-Guerra, M. Mayor-Arenal, R. Suárez-Fernández, L. Sainz-Gaspar, M.A. Descalzo, I. García-Doval
Información del artículo
Resumen
Texto completo
Bibliografía
Descargar PDF
Estadísticas
Figuras (1)
Tablas (4)
Tabla 1. Tabla descriptiva de la población a estudio y resultados. Tratamiento de las nuevas neoplasias
Tabla 2. Tabla descriptiva de los datos demográficos, clínicos e histológicos recogidos en la consulta inicial
Tabla 3. Análisis univariable de factores de riesgo para la aparición de segundas neoplasias
Tabla 4. Análisis multivariable de factores de riesgo para la aparición de segundas neoplasias
Mostrar másMostrar menos
Resumen
Objetivo

Los pacientes diagnosticados de cáncer queratinocítico (carcinoma basocelular y carcinoma epidermoide cutáneo) o cáncer cutáneo no melanoma (CCNM) tienen un riesgo aumentado de desarrollar una segunda neoplasia cutánea. Nuestro objetivo es describir la frecuencia, tasa de incidencia y factores de riesgo predisponentes para desarrollar una segunda neoplasia cutánea en una cohorte de pacientes tratados mediante cirugía micrográfica de Mohs (CMM).

Material y métodos

Estudio prospectivo de una cohorte nacional de pacientes incluidos para realización de CMM para tratar CCNM en 22 centros españoles (julio 2013-febrero 2020) REGESMOHS. Las variables analizadas incluyen las características demográficas, la frecuencia de aparición de segundas neoplasias cutáneas, sus tasas de incidencia y factores de riesgo, y se estimaron utilizando un modelo de regresión logístico multivariante de efectos mixtos.

Resultados

Fueron intervenidos 4.768 pacientes: 4.397 (92%) carcinomas basocelulares, y 371 (8%) carcinomas epidermoides. El tiempo medio de seguimiento fue de 2,4 años. Se diagnosticó un nuevo tumor durante el seguimiento en 1.201 pacientes (25%); 1.013 (21%) fueron carcinomas basocelulares, 154 (3%) carcinomas epidermoides cutáneos, 20 melanomas (0,4%) La tasa de incidencia fue de 107 (101-113) por 1.000 personas/año para cualquier tumor; 90 (85-96) para el carcinoma basocelular, 14 (12-16) para el carcinoma epidermoide cutáneo y 2 (1-3) para el melanoma. El riesgo de nueva neoplasia fue mayor en varones que en mujeres 738 (61%) vs. 463 (39%). Los factores de riesgo más significativos fueron la historia de múltiples tumores previos al diagnóstico (RR: 4,6; IC 95%: 2,9-7,1); la inmunosupresión (RR: 2,1; IC 95%: 1,4-3,1) y paciente varón (RR: 1,6; IC 95%: 1,4-1,9).

Conclusión

Los pacientes diagnosticados de cáncer queratinocítico intervenido mediante cirugía de Mohs tienen un riesgo aumentado de aparición de segundas neoplasias, sobre todo en aquellos pacientes con historia de tumores múltiples al diagnóstico, inmunodeprimidos y varones.

Palabras clave:
Cirugía micrográfica de Mohs
Carcinoma basocelular
Carcinoma epidermoide cutáneo
Segunda neoplasia
Incidencia
Factores de riesgo
Abstract
Objective

Patients with nonmelanoma skin cancer (NMSC)—ie, basal cell carcinoma (BCC) or squamous cell carcinoma (SCC)—have an increased risk of developing a second skin cancer. The aim of this study was to describe the frequency, incidence per 1000 person-years, and predictors of a second skin cancer in a cohort of patients with NMSC treated with Mohs micrographic surgery (MMS).

Material and methods

Prospective study of a national cohort of patients with NMSC who underwent MMS at 22 Spanish hospitals between July 2013 and February 2020; case data were recorded in the REGESMOHS registry. The study variables included demographic characteristics, frequency and incidence per 1000 person-years of second skin cancers diagnosed during the study period, and risk factors identified using mixed-effects logistic regression.

Results

We analyzed data for 4768 patients who underwent MMS; 4397 (92%) had BCC and 371 (8%) had SCC. Mean follow-up was 2.4 years. Overall, 1201 patients (25%) developed a second skin cancer during follow-up; 1013 of the tumors were BCCs (21%), 154 were SCCs (3%), and 20 were melanomas (0.4%). The incidence was 107 per 1000 person-years (95% CI, 101-113) for any cancer, 90 per 1000 person-years (95% CI, 85-96) for BCC, 14 (95% CI, 12-16) per 1000 person-years for SCC, and 2 (95% CI, 1-3) per 1000 person-years for melanoma. More men than women developed a subsequent skin cancer (738 [61%] vs 463 [39%]). The main risk factors were a history of multiple tumors before diagnosis (relative risk [RR], 4.6; 95% CI, 2.9-7.1), immunosuppression (RR, 2.1; 95% CI, 1.4-3.1), and male sex (RR, 1.6; 95% CI, 1.4-1.9).

Conclusion

Patients have an increased risk of developing a second tumor after MMS treatment of NMSC. Risk factors are a history of multiple tumors at diagnosis, immunosuppression, and male sex.

Keywords:
Mohs micrographic surgery
Basal cell carcinoma
Squamous cell carcinoma
Second cancer
Incidence
Risk factors
Texto completo
Introducción

La incidencia de cáncer cutáneo no melanoma está aumentando (CCNM), generando un aumento del gasto para su tratamiento1. En España, la incidencia del carcinoma basocelular es de 253 casos por 100.000 personas-año, y para el carcinoma epidermoide cutáneo 38,2 casos por 100.000 habitantes-año2. El riesgo relativo (RR) de aparición de una segunda neoplasia cutánea en pacientes diagnosticados de CCNM, comparado con la población general oscila entre el 29,1 para el desarrollo de un nuevo carcinoma basocelular y 13,5 para un nuevo carcinoma epidermoide en tres años3. Estudios previos sobre la aparición de segundas neoplasias en pacientes diagnosticados de CCNM nos indican que se desarrollaron en el 22,6% de los casos con una media de seguimiento de 28,3 meses4 y en el 67,8% a los 10 años de seguimiento5. Estas cifras nos obligan a realizar un seguimiento para detectar precozmente estas segundas neoplasias y disminuir la morbilidad.

Los pacientes intervenidos mediante cirugía de Mohs pueden ser un subgrupo de pacientes con un riesgo aumentado de presentar nuevas segundas neoplasias6.

El objetivo de este estudio fue estudio valorar el riesgo de desarrollar un nuevo tumor en una cohorte de pacientes diagnosticados de CCNM y tratados mediante CMM, e identificar aquellos factores asociados a un riesgo más elevado.

Material y métodos

La descripción detallada de REGESMOHS ya ha sido publicada previamente7,8. Brevemente, REGESMOHS es un estudio de cohortes prospectivo que comenzó en julio de 2013, en el que participan un total de 22 centros dentro del ámbito nacional (sanidad pública y privada), en los que se practica al menos una intervención semanal de CMM. Se incluyen en el registro todos aquellos pacientes sucesivos en los que se realice valoración previa para realizar cirugía de Mohs. Únicamente se excluyen pacientes menores de edad y los declarados judicialmente incapaces.

Las variables a medir se agrupan en las visitas del paciente. En la primera visita se recogen los datos demográficos del paciente, enfermedades asociadas como inmunosupresión (enfermedad hematológica, trasplantado, tratamiento prolongado con fármacos inmunosupresores) y diabetes mellitus y datos clínicos e histopatológicos del tumor, así como los tratamientos previos. En la segunda visita se registran datos de la cirugía: tipo de cirugía de Mohs, anestesia, ingreso hospitalario, manejo de los anticoagulantes y antiagregantes en la cirugía, tamaños del defecto quirúrgico reconstrucción, tratamientos complementarios y tiempo de quirófano empleado en la cirugía, así como las complicaciones y morbilidad intraquirúrgica. En la tercera visita se registran los resultados y complicaciones de la cirugía a corto plazo. En las visitas de seguimiento sucesivas, al menos una al año, se valoran los resultados de la cirugía, recurrencias y aparición de nuevos tumores. Aquellos pacientes que desarrollen más de un tumor tratado con cirugía de Mohs a lo largo del registro serán descritos, pero únicamente el tumor intervenido es el que se evalúa a lo largo del registro.

La información se recoge de forma protocolizada mediante un sistema de captura online (Openclinica, versión 3.1, Waltham, MA, EE. UU.). Se realizó una monitorización continua online y monitorización in situ anual de los centros participantes para comprobar el cumplimiento del protocolo y la congruencia de los datos con los documentos fuente.

Análisis estadístico

Se analizaron los pacientes diagnosticados con CCNM basocelular y epidermoide, que finalmente fueron intervenidos por CMM. Se realizó un análisis descriptivo donde las variables continuas se expresaron como medias y desviaciones estándar (DE) en distribuciones simétricas o medianas y rangos intercuartílicos en variables asimétricas. Las variables categóricas se mostraron como valores absolutos y porcentajes. Los datos descriptivos se compararon entre los pacientes que desarrollaron un nuevo tumor y los que no, utilizando la prueba U de Mann-Whitney (o la prueba t de Student) y la prueba de χ2 de Pearson (o la prueba exacta de Fisher), dependiendo de la distribución de las variables.

Las tasas de incidencia de nuevos tumores y sus intervalos de confianza al 95% (IC 95%) se calcularon dividiendo el número de nuevos tumores por los pacientes-año de seguimiento. Los factores de riesgo asociados a la aparición de nuevos tumores se estimaron mediante riesgos relativos (RR), utilizando un modelo de regresión logístico de efectos mixtos considerando el hospital como efecto aleatorio y el año de la cirugía como efecto fijo. Se usaron curvas de incidencia acumulada para representar el tiempo de supervivencia desde la cirugía hasta la aparición de un nuevo tumor, en un escenario de supervivencia con riesgos competitivos, donde la muerte se consideró el principal factor competitivo. El análisis estadístico de los datos se realizó mediante el programa Stata (versión 16.1, Statacorp, Texas, EE. UU.) y los valores de p menores a 0,05 se consideraron estadísticamente significativos.

El estudio fue aprobado por el Comité Ético de Investigación de Navarra (EO11/2013), cumpliendo con la Declaración de Helsinki y la legislación vigente. Todos los pacientes han dado por escrito su consentimiento para participar en el estudio.

Resultados

Fueron intervenidos 4.768 pacientes: 4.397 (92%) carcinomas basocelulares y 371 (8%) carcinomas epidermoides (tabla 1). El promedio de seguimiento fue de 2,4 (desviación estándar [DE] = 1,6) años en los carcinomas basocelulares y 2,2 (DE = 1,5) años en los pacientes diagnosticados de carcinomas epidermoides cutáneos.

Tabla 1.

Tabla descriptiva de la población a estudio y resultados. Tratamiento de las nuevas neoplasias

  Pacientesn (%)  Cáncer basocelularn (%)  Cáncer epidermoiden (%) 
Número de pacientes  4.768 (100)  4.397 (100)  371 (100) 
Seguimiento paciente-año  11.241  10.426  815 
Media de seguimiento en años (DE)  2,4 (1,6)  2,4 (1,6)  2,2 (1,5) 
Nuevo cáncer cutáneo después de cirugía de Mohs  1.201 (25)  1.111 (25)  90 (24) 
Carcinoma basocelular  1.013 (21)  960 (22)  53 (14) 
Carcinoma epidermoide  154 (3)  121 (3)  33 (9) 
Otros (incluyendo melanoma)  34 (0,7)  30 (0,7)  4 (1) 
Solo melanoma  20 (0,4)  19 (0,4)  1 (0,3) 
Número de nuevos tumores
756 (16)  702 (16)  54 (15) 
270 (6)  248 (6)  22 (6) 
3 o más  175 (4)  161 (4)  14 (4) 
Tratamiento nuevos tumores cutáneos
Tratamiento tópico/electrocirugía/ crioterapia  97 (9)  93 (9)  4 (1) 
Cirugía convencional  856 (76)  791 (76)  55 (18) 
Mohs  168 (15)  157 (15)  11 (3) 
Radioterapia  3 (0)  3 (0)  0 (0) 
Otros  2 (0)  1 (0)  1 (0) 
Incidencia, IC 95% (per 1.000 persona-año)
Todos los tumores  107 (101-113)  107 (100-113)  110 (90-136) 
Carcinoma basocelular  90 (85-96)  92 (86-98)  65 (50-85) 
Carcinoma epidermoide  14 (12-16)  12 (10-14)  41 (29-57) 
Otros (incluyendo melanoma)  3 (2-4)  3 (2-4)  5 (2-13) 
Solo melanoma  2 (1-3)  2 (1-3)  1 (0-9) 

Frecuencia de aparición de nuevos tumores y tasas de incidencia x 1.000 personas/año.

DE: desviación estándar.

Se diagnosticó un nuevo tumor maligno durante el seguimiento en el 25% de los pacientes (n = 1.201); el 21% (n = 1.013) fueron carcinomas basocelulares, el 3% (n = 154) carcinomas epidermoides cutáneos y melanomas el 0,4% (n = 20). En los pacientes intervenidos de carcinoma basocelular, el segundo tumor fue otro carcinoma basocelular en el 22% (n = 960) y un 3% (n = 121) fue un carcinoma epidermoide. En los pacientes intervenidos de un carcinoma epidermoide, el segundo tumor fue un carcinoma basocelular en un 14% (n = 53) y otro carcinoma epidermoide en el 9% (n = 33).

Se diagnosticó solo un nuevo tumor en 756 pacientes (16%); dos nuevos tumores en 270 (6%) y tres o más en 175 pacientes (4%).

El tratamiento más común de las nuevas neoplasias fue la cirugía convencional en 856 pacientes (76%); la cirugía de Mohs en 168 (15%); tratamiento tópico (imiquimod, terapia fotodinámica, electrocirugía o crioterapia) en 97 pacientes (9%); radioterapia en tres, otros tratamientos en dos (vismodegib en un paciente, un paciente rechazó tratamiento).

La tasa de incidencia de nuevos tumores de cualquier tipo fue de 107 (101-113) por cada 1.000 personas-año. De 90 (85-96) para nuevos carcinomas basocelulares, de 14 (12-16) para carcinomas epidermoides cutáneos y de dos (1-3) nuevos melanomas (tabla 1).

La aparición de nuevas neoplasias se asocia con el sexo, siendo mayor en los varones (tabla 2). También con la edad, siendo la mediana de edad (rango intercuartílico) de 73,9 (65,9-80,9) en el grupo donde aparecieron nuevos tumores vs. 69,9 (58,1-79,5) en el grupo donde no aparecieron nuevas neoplasias.

Tabla 2.

Tabla descriptiva de los datos demográficos, clínicos e histológicos recogidos en la consulta inicial

  Nuevos tumores cutáneos 
Características  Non = 3.567 (%)  Sín = 1.201 (%)  Valor p 
Paciente       
Sexo      0,0000 
Masculino  1.718 (48)  738 (61)   
Femenino  1.849 (52)  463 (39)   
Edad (años), mediana (p25-p75)  69,9 (58,1-79,5)  73,9 (65,9-80,9)  0,0000 
Lugar de residencia      0,0000 
Misma área de salud que hospital de referencia  2.736 (77)  1.044 (87)   
Otra área sanitaria  806 (23)  152 (13)   
Inmunosupresión      0,0002 
No  3.476 (97)  1.143 (95)   
Sí  91 (3)  58 (5)   
Diabetes mellitus      0,0933 
No  3.093 (88)  1.022 (87)   
Sí  404 (12)  158 (13)   
Historia de tumores previos      0,0000 
No  3.523 (99)  1.132 (94)   
Sí  44 (1)  69 (6)   
Tumores cutáneos previos       
Tiempo de evolución (meses), mediana (p25-p75)  14,4 (6,7-32,.8)  12,2 (5,8-29,5)  0,0031 
Tipo histológico      0,6674 
Carcinoma basocelular  3.286 (92)  1.111 (93)   
Carcinoma epidermoide  281 (8)  90 (7)   
Agresividad histológica      0.0101 
No  990 (28)  380 (32)   
Sí  2.577 (72)  821 (68)   
Tamaño      0,2969 
< 10 mm  1.455 (42)  471 (40)   
≥ 10 mm  2.036 (58)  708 (60)   
Tipo      0.0174 
Primario  2.255 (63)  751 (63)   
Recurrente  702 (20)  275 (23)   
Persistente  610 (17)  175 (15)   
Localización      0,0250 
H-Área  2.880 (81)  929 (78)   
M-Área  643 (18)  258 (22)   
L-Área  18 (1)  8 (1)   
Tratamientos quirúrgicos previos      0,5154 
No  2.907 (82)  991 (83)   
Sí  646 (18)  208 (17)   
Tratamientos no quirúrgicos previos      0,0009 
No  3.393 (96)  1.117 (93)   
Sí  152 (4)  80 (7)   

Los datos demográficos, clínicos e histológicos de ambos grupos se reflejan en la tabla 2.

Los factores univariables de riesgo principales para la aparición de segundas neoplasias vienen detallados en la tabla 3 y los multivariables en la tabla 4. Después de ajustar los modelos, los principales factores de riesgo fueron la historia de múltiples tumores al diagnóstico (RR: 4,59; IC 95%: 2,95-7,13); la inmunosupresión (RR 2,11; IC 95%: 1,44-3,08) y ser paciente varón (RR: 1,61; IC 95%: 1,39-1,85) (tabla 4).

Tabla 3.

Análisis univariable de factores de riesgo para la aparición de segundas neoplasias

Variables  Riesgo relativo,IC 95%  Valor p 
Paciente     
Sexo, masculino  1,72 (1,50-1,97)  0,0000 
Edad, en años  1,03 (1,02-1,03)  0,0000 
Lugar de residencia, otra área de salud  0,56 (0,46-0,68)  0,0000 
Inmunosupresión, sí  2,00 (1,41-2,83)  0,0001 
Historia de tumores previos, sí  5,2 (3,47-7,81)  0,0000 
Tumores cutáneos previos     
Tiempo de evolución (años)  0,98 (0,96-1,00)  0,0813 
Tipo histológico     
Carcinoma basocelular  Referencia   
Carcinoma epidermoide  0,98 (0,76-1,26)  0,8766 
Histológicamente agresivo, sí  0,88 (0,75-1,02)  0,0899 
Tipo     
Primario  Referencia   
Recurrente  1,18 (1-1,4)  0,0492 
Persistente  0,9 (0,74-1,09)  0,2758 
Zona     
H-Área  Referencia   
M-Área  1,24 (1,05-1,46)  0,0118 
L-Área  1,42 (0,61-3,32)  0,4141 
Tratamientos no-quirúrgicos previos, sí  1,67 (1,25-2,22)  0,0004 
Tabla 4.

Análisis multivariable de factores de riesgo para la aparición de segundas neoplasias

Variables  Riesgo relativo,IC 95%  Valor p 
Año de cirugía  0,79 (0,75-0,83)  0,0000 
Sexo, masculino  1,61 (1,39-1,85)  0,0000 
Edad, en años  1,03 (1,02-1,03)  0,0000 
Lugar de residencia, otra área de salud  0,62 (0,5-0,77)  0,0000 
Inmunosupresión, sí  2,11 (1,44-3,08)  0,0001 
Historia de tumores previos  4,59 (2,95-7,13)  0,0000 
Tratamientos no quirúrgicos previos, sí  1,78 (1,31-2,43)  0,0002 
Hospitalización, sí  0,59 (0,43-0,8)  0,0008 
Cirugía no completada, sí  0,59 (0,35-0,99)  0,0445 
Discusión

Nuestro estudio muestra una elevada incidencia de nuevas neoplasias cutáneas en pacientes que han sido intervenidos de cirugía de Mohs, especialmente en pacientes con tumores múltiples previos, inmunodeprimidos y varones.

Estudios previos confirman el riesgo aumentado de desarrollar una segunda neoplasia en pacientes diagnosticados previamente de cáncer cutáneo no melanoma3,9–15. Domínguez-Cruz et al., en un estudio retrospectivo sobre 926 pacientes diagnosticados de CCNM y una media de seguimiento de 6,4 años (0,5-12,1 años), describen que un riesgo de aparición de un segundo tumor fue de 22,6%4. Revenga et al., sobre una población de 118 pacientes diagnosticados de CCNM (excluyendo pacientes con inmunodepresión y tumores recurrentes), calculó el riesgo relativo con respecto a la población general para desarrollar un nuevo carcinoma basocelular de 29,1 y un nuevo carcinoma epidermoide de 13,63. Karagas et al., en un estudio prospectivo con 1.805 pacientes diagnosticados de CCNM, calculó el riesgo relativo para desarrollar un segundo CCNM al año, a los tres y cinco años, siendo de 17, 35 y 50%, respectivamente11.

Schinstine y Goldman, en un trabajo realizado sobre una población de características similares al nuestro (pacientes diagnosticados de CCNM e intervenidos quirúrgicamente mediante CMM con un seguimiento de dos años) describen la frecuencia de tumores múltiples al diagnóstico de 19,8% (n = 87) y la aparición de una segunda neoplasia en 19,5% (n = 86) de 440 pacientes6. Nuestra población a estudio de 4.768 pacientes con una media de seguimiento de 2,4 años (DE 1,6) es una muestra representativa en España de los pacientes diagnosticados de CCNM y tratados mediante CMM. Incluye un porcentaje menor de pacientes con historia de tumores múltiples al diagnóstico (2%). Sin embargo, la frecuencia de segundas neoplasias fue algo mayor en nuestra serie con un 25% (n = 1.201), que la que se describe en el estudio de Schinstine. En estudios realizados con seguimientos menores de cinco años, la aparición de segundas neoplasias oscila 14,613 y 22%14. Describimos que la tasa de incidencia de nuevos tumores de cualquier tipo fue de 107 (101-113) por cada 1.000 personas-año. De 90 (85-96) nuevos carcinomas basocelulares, de 14 (12-16) carcinomas epidermoides cutáneos y de dos (1-3) nuevos melanomas (tabla 1). En la figura 1 observamos la curva de incidencia acumulada de aparición de nuevos tumores.

Figura 1.

Curva de incidencia acumulada de nuevos tumores.

Curva de incidencia acumulada para representar el tiempo de supervivencia desde la cirugía hasta la aparición de un nuevo tumor, en un escenario de supervivencia con riesgos competitivos, donde la muerte se consideró el principal factor competitivo.

(0,09MB).

Dentro de los factores de riesgo para desarrollar un segundo CCNM, el más significativo en el presente estudio es la presencia de historia previa de múltiples tumores al diagnóstico, con un RR de 4,59, coincidiendo con otros trabajos publicados5,6,12. La inmunosupresión es otro factor de riesgo importante con un RR 2,11. En algunos trabajos excluyen a pacientes inmunodeprimidos a la hora de calcular el riesgo de segundos CCNM4. El sexo es otro factor con un RR de 1,61, siendo más frecuente en varones, coincidiendo con el estudio de Karagas11, aunque otros autores describen una frecuencia similar en ambos sexos6,13. La realización de tratamientos previos no quirúrgicos ha supuesto también un factor de riesgo con RR 1,78. En cuanto a factores relacionados con el tumor inicial e intervenidos mediante CMM que sea recurrente, con RR 1,18, puede representar un factor de riesgo para la aparición de segundas neoplasias.

Nuestro estudio tiene ventajas importantes que aumentan su validez, como su carácter prospectivo, su tamaño y seguimiento prolongado en una muestra representativa de los pacientes intervenidos mediante CMM en España. Entre las limitaciones puede estar la dificultad en el seguimiento de algunos pacientes, especialmente los que procedan de otras áreas sanitarias. Apoya esta posibilidad el hecho de que el proceder de otra área o el necesitar hospitalización se muestren como factores protectores por un posible sesgo, al ser más difícil detectar la recurrencia. Este posible sesgo supondría que la incidencia de nuevos tumores es aún mayor de lo que hemos descrito y reforzaría las conclusiones.

Como conclusión, las segundas neoplasias son muy frecuentes en los pacientes intervenidos de CMM, especialmente en los que han tenido tumores múltiples previos, los inmunodeprimidos y los varones. Estos resultados obligan a mantener de forma prolongada las revisiones a los pacientes intervenidos y probablemente a la exploración de toda la piel durante las mismas, no solo de la zona operada.

Financiación

REGESMOHS (Registro Español de Cirugía de Mohs) fue promovido por la Fundación Piel Sana AEDV, con el apoyo financiero de Roche Pharma. Esta publicación ha recibido apoyo financiero sin restricciones de Sun Pharma. Roche Pharma y Sun Pharma no han participado en el diseño, análisis o interpretación de los datos.

Conflicto de intereses

Los autores no tienen ningún conflicto de intereses.

Bibliografía
[1]
D.M. Perry, V. Barton, A. Alberg.
Epidemiology of Keratinocyte Carcinoma.
Curr Dermatol Rep., 6 (2017), pp. 161-168
[2]
A. Tejera-Vaquerizo, M.A. Descalzo-Gallego, M.M. Otero-Rivas, C. Posada-García, L. Rodríguez-Pazos, I. Pastushenko, et al.
Skin cancer incidence and mortality in Spain: A systematic review and meta-analysis.
Actas Dermosifiliogr., 107 (2016), pp. 318-328
[3]
F. Revenga, J.F. Paricio, M.M. Vázquez, V. del Villar.
Risk of subsequent non-melanoma skin cancer in a cohort of patients with primary basal cell carcinoma.
J Eur Acad Dermatol Venereol., 18 (2004), pp. 514-515
[4]
J.J. Domínguez-Cruz, A. Nieto-García, J.J. Rios, D. Moreno-Ramírez.
Second nonmelanoma skin cancer in Spain: frequency and Chronology.
Br J Dermatol., 170 (2014), pp. 716-719
[5]
I. Marcil, R.S. Stern.
Risk of Developing a Subsequent Nonmelanoma Skin Cancer in Patients with a History of Nonmelanoma Skin Cancer: A Critical Review of the Literature and Meta-analysis.
Arch Dermatol., 136 (2000), pp. 1524-1530
[6]
M. Schinstine, G.D. Goldman.
Risk of synchronous and metachronous second nonmelanoma skin cancer when referred for Mohs micrographic surgery.
J Am Acad Dermatol., 44 (2001), pp. 497-499
[7]
Y. Delgado Jiménez, C. Camarero Mulas, O. Sanmartín-Jiménez, J.R. Garcés, R.A. Rodríguez-Prieto, T. Alonso-Alonso, et al.
Differences of Mohs micrographic surgery in basal cell carcinoma versus squamous cell carcinoma.
Int J Dermatol., 57 (2018), pp. 1375-1381
[8]
V. Ruiz-Salas, J.R. Garcés, R. Miñano Medrano, R. Alonso-Alonso, R.A. Rodríguez-Prieto, R. López-Estebaranz, et al.
Description of Patients Undergoing Mohs Surgery in Spain: Initial Report on Data From the Spanish Registry of Mohs Surgery (REGESMOHS).
Actas dermosifilogr., 106 (2015), pp. 562-568
[9]
S.C. Flohil, R.J. van der Leest, L.R. Arends, E. de Vries, T. Nijsten.
Risk of subsequent cutaneous malignancy in patients with prior keratinocyte carcinoma: a systematic review and meta-analysis.
Eur J Cancer., 49 (2013), pp. 2365-2375
[10]
D. Czarnecki, A. Mar, M. Staples, G. Giles, C. Meehan.
The development of non-melanocytic skin cancers in people with a history of skin cancer.
Dermatology., 189 (1994), pp. 364-367
[11]
M.R. Karagas, T.A. Stukel, E.R. Greenberg, J.A. Baron, L.A. Mott, R.S. Stern.
Risk of subsequent basal cell carcinoma and squamous cell carcinoma of the skin among patients with prior skin cancer.
JAMA., 267 (1992), pp. 3305-3310
[12]
D.H. Frankel, B.H. Hanusa, J.A. Zitelli.
New primary nonmelanoma skin cancer in patients with a history of squamous cell carcinoma of the skin: implications and recommendations for follow-up.
J Am Acad Dermatol., 26 (1992), pp. 720-726
[13]
M.M. Schreiber, T.E. Moon, S.H. Fox, J. Davidson.
The risk of developing subsequent nonmelanoma skin cancers.
J Am Acad Dermatol., 23 (1990), pp. 1114-1118
[14]
A. Marghoob, A.W. Kopf, R.S. Bart, L. Sanfilippo, M.K. Silverman, P. Lee, et al.
Risk of another basal cell carcinoma developing after treatment of a basal cell carcinoma.
J Am Acad Dermatol., 28 (1993), pp. 22-28
[15]
J.K. Robinson.
Risk of developing another basal cell carcinoma: a 5-year prospective study.
Idiomas
Actas Dermo-Sifiliográficas

Suscríbase a la newsletter

Opciones de artículo
Herramientas
es en

¿Es usted profesional sanitario apto para prescribir o dispensar medicamentos?

Are you a health professional able to prescribe or dispense drugs?